Investigan el origen del orgasmo femenino

by miércoles, agosto 17, 2016 0 comentarios
El orgasmo es la descarga, placentera, de la tensión sexual acumulada durante una relación íntima. Pero, aparte de causar placer ¿Tiene alguna función biológica? En los hombres sanos, sí. El orgasmo masculino está claramente relacionado con las contracciones musculares que producen la eyaculación. Dicho de otro modo: En la mayoría de los casos, los hombres que no eyaculan, no pueden fecundar ni experimentar esas contracciones placenteras.

Pero en las mujeres el orgasmo no tiene una relación tan clara con la reproducción. De hecho es muy común que una mujer pueda quedar embarazada luego de una relación sexual en la que no llegó al orgasmo. ¿A qué se debe esa "injusticia"? ¿Fue siempre así? ¿O hubo un momento en nuestra historia evolutiva en que el orgasmo femenino tuvo una función adicional a la de causar placer? Esas son las preguntas que un grupo de investigadores de la Universidad de Yale, en los EEUU, intentan responder en un artículo publicado hace sólo unas semanas (ver datos de la publicación al final de este texto) . 




La hipótesis de la ovulación provocada

Para entender hacia adonde apunta esta interesante investigación, primero tenemos que tener claro lo que es la ovulación. La ovulación es el proceso por medio del cual el cuerpo femenino libera óvulos para que puedan ser fecundados. El óvulo se desprende del ovario y recorre una porción de la trompa de falopio, en donde podrá ser alcanzada por un espermatozoide luego de una relación sexual. Si el óvulo no es fecundado, se desprende hacia el útero y luego es expulsado del cuerpo (en el proceso conocido como menstruación). En los seres humanos la ovulación y la menstruación ocurren con una frecuencia determinada (entre 21 y 45 días, dependiendo de la edad y salud de cada mujer). Todo esto ocurre de manera independiente a la vida sexual de la persona. Pero en otras especies de mamíferos existe una clara relación entre ovulación y actividad sexual. Por ejemplo entre los gatos y los conejos la liberación de óvulos se da en el mismo momento del acto sexual y depende de la "descarga" de grandes cantidades de hormonas en su cuerpo. Y esa descarga de hormonas ocurre durante el pico de estimulación sexual: Es decir, durante el orgasmo. 



Aquí es donde entra la teoría de los investigadores de Yale: Ellos piensan que el orgasmo femenino de nuestros ancestros pre-humanos coincidía con la liberación de las hormonas que producían la ovulación. Es decir, luego de llegar al clímax las mujeres entraban en su período fértil de inmediato y podían ser fecundadas. Pero ¿por qué ya no ocurre así? Porque la ovulación dejó de ser un proceso espontáneo relacionado con el acto sexual y se convirtió en un proceso independiente y regular. La relación ovulación - estimulación sexual se perdió. Pero hay algo que sí se conservó en las humanas y es la descarga masiva de hormonas en el momento del orgasmo, las mismas que sirven en algunos animales para desencadenar la ovulación pero que ya no tienen una finalidad reproductiva en las mujeres.

El desplazamiento clitoriano

Para sustentar sus conjeturas los investigadores realizaron una detallada comparación de la anatomía de diferentes hembras de mamíferos con la de las mujeres. Tuvieron en cuenta las diferencias y semejanzas genéticas y la ubicación del clítoris en cada especie (como se sabe, el clítoris es el órgano cuya estimulación es la principal fuente de placer sexual femenino). Pues bien, los investigadores han encontrado que en aquellos mamíferos en donde la ovulación es estimulada por el acto sexual, el clítoris se encuentra en una posición más "interna", es decir, dentro del canal vaginal. De esa manera estas especies "se aseguran" de que el clítoris sea estimulado durante la relación sexual, desencadenando la secuencia orgasmo ---> descarga de hormonas ---> ovulación ---> posible embarazo. Pero, en el caso de las humanas, al desarrollarse una ovulación "independiente" del estímulo sexual, el clítoris perdió su función "estimuladora de la ovulación" y fue ubicándose en una posición cada vez más externa y distante del canal vaginal, rompiendo la relación orgasmo-reproducción. En resumen, según esta investigación, el orgasmo femenino sería un "vestigio" de nuestra evolución biológica. 

Más información

La investigación fue publicada en el Journal of Molecular and Developmental Evolution de julio de 2016. Una versión del artículo completo, con gráficos explicativos, puede ser consultada en el siguiente enlace: Clic aquí (en inglés)

Un artículo sobre este tema que resume la investigación puede encontrarse en el siguiente enlace de la BBC. Clic aquí


Si toda esta información te parece interesante SUSCRÍBETE AL BOLETÍN UROZEN en el siguiente formulario. Así podrás recibir en tu correo electrónico videos e informaciones interesantes y acceder a promociones y descuentos en tratamientos de urología en la Clínica Urozen.


(Artículo preparado por Pablo Chacón para Urozen)

Urozen

El Centro de Urología Avanzada UROZEN ofrece servicios en atención urológica. incluyendo cirugía mínimamente invasiva, microcirugía y cirugía láser. Está dirigida por profesionales y médicos certificados, reconocidos en sus áreas de especialización individual las que incluyen a las enfermedades del sistema urinario masculino y femenino así como de las disfunciones sexuales y trastornos de los órganos genitales masculinos.

0 comentarios:

Publicar un comentario